Mongabay informó sobre la nueva película documental del proyecto vial en la Reserva de la Biosfera del Manu en el sureste de la Amazonía peruana. El film documental narra el debate de una comunidad indígena sobre su futuro, y las oportunidades y problemas que se pueden generar por esta nueva vía. Asimismo señalan que es probable que con la carretera surjan nuevas oportunidades y problemas, ya que  el área está plagada de tala ilegal y narcotráfico.

“Algunos en la comunidad temen que los problemas empeoren y su cultura se erosione aún más, otros dicen que es la única forma de que la comunidad sobreviva. El gobierno peruano ha priorizado la construcción de carreteras en esta área, y acaba de anunciar que esta vía se conectará con la Carretera Interoceánica, lo que quizás magnifique los problemas dentro de Manu. La semana pasada se estrenó una nueva película que documenta la construcción de una carretera hacia la Reserva de la Biosfera del Manu en la Amazonía peruana. Es una historia de conflicto, desarrollo comunitario y deforestación en lo profundo de una selva tropical protegida. Producida por un equipo de mujeres que pasó semanas filmando en comunidades indígenas que acogen y temen la carretera, “ Voices on the Road ” también presenta lo que los realizadores llaman una campaña de impacto. Para obtener más información sobre el tema y su estrategia cinematográfica, Mongabay entrevistó a la codirectora y coproductora Bethan John por correo electrónico.”

Aquí transcribimos parte de la entrevista publicada este mes por Mongabay:

Mongabay: ¿Puede describir la región donde se desarrolla la película, su gente y su patrimonio natural?

Bethan John: Voices on the Road está ambientado en un fascinante rincón del sureste de la Amazonía peruana, un lugar llamado Reserva de la Biosfera del Manu, que es rico en diversidad natural y cultural. Para llegar allí, viaja a través de las vertiginosas alturas de las montañas de los Andes, sumergiéndose a través del bosque de elfos y el bosque nuboso, para llegar al calor de la jungla. Es este increíble rango altitudinal lo que hace que Manu sea tan diverso y su ubicación remota significa que ha estado relativamente protegido. Manu es el hogar de vida silvestre endémica y en peligro de extinción, así como de varias comunidades indígenas diferentes, incluidas algunas que viven en aislamiento voluntario.

Mongabay: Perú ha declarado que la construcción de carreteras en esta región amazónica es una prioridad, una medida que también es bienvenida por la comunidad indígena Yine en el corazón de su película. ¿Qué está en juego para la gente y su bosque?

Bethan John: La gente Yine de la comunidad nativa Diamante ha estado haciendo campaña incansablemente por la carretera durante muchos años, pero también están extremadamente preocupados por lo que traerá. No hay duda de que aumentará la tala ilegal dentro de su territorio y el acaparamiento de tierras por parte de ‘colonos’ de los Andes, que se han trasladado a Manu para explotar los recursos naturales de la reserva. Los miembros de la comunidad ya se sienten amenazados por la presencia de narcotraficantes en la puerta de su casa y la violencia de las represiones policiales, que afirman conduce a la persecución de personas inocentes. Luego está la erosión de su identidad cultural y el hecho de que su idioma ya está al borde de perderse. No se está haciendo nada para proteger el bosque o la comunidad de estos impactos. Sin embargo, el camino se ofrece como la única solución a los desafíos que enfrentan.

Mongabay: Pasaste 40 días filmando en la comunidad, de todas las cosas que aprendiste y escuchaste, ¿qué te sorprendió más?

Bethan John: Como equipo de ambientalistas que han trabajado en Manu durante muchos años, hemos llegado a conocer realmente el bosque y sus criaturas salvajes. De modo que el deseo de ver a Manu debidamente protegido es un sentimiento profundamente emocional. Entramos en la expedición con ideas preconcebidas sobre los madereros por la destrucción generalizada que están causando, sabiendo que el 90% de la tala en la región es ilegal. Después de entrevistar a más de 50 personas de comunidades indígenas, muchas de las cuales son madereros ilegales, el cambio de actitud nos tomó por sorpresa. Comenzamos a comprender el nivel de discriminación sistemática y desempoderamiento que enfrentan las comunidades que las atrapa en un ciclo de destrucción y pobreza. Hay muy pocas formas de escapar de la economía del mercado negro.

Mongabay: Justo cuando se estrenó la película, el gobierno regional anunció una segunda fase que se completará en julio de 2021 que conectará la carretera existente con la Carretera Interoceánica. ¿Qué preocupaciones tiene la gente al respecto?

Bethan John:
Si esta segunda fase del camino sigue adelante, conectará Manu con el corazón de la minería ilegal de oro en Perú, que es un semillero de la esclavitud moderna con el tráfico de niños para trabajos no remunerados y de niñas para la prostitución. Es probable que la frontera de la minería de oro se traslade a áreas vírgenes de la selva tropical y cause niveles devastadores de destrucción.
Las organizaciones conservacionistas, las instituciones estatales y las comunidades deben unirse urgentemente para desarrollar una estrategia para abordar esta amenaza, ya que actualmente no existe un plan para proteger el patrimonio natural y cultural del área. Esperamos utilizar la película y la Campaña de impacto para facilitar la discusión sobre el tema y ampliar nuestra comprensión de qué acción se necesita.

Fuente y nota completa: Mongabay
https://news.mongabay.com/2020/08/new-road-cutting-into-manu-biosphere-reserve-in-peruvian-amazon-sparks-debate-fears-and-a-film/

 

Fuente de imágenes y documental: https://www.voicesontheroadfilm.com/

 

Informa Revista Naturaleza Interior
“Cuidando nuestro medio ambiente y la vida”

AllEscort
X