El informe “El estado de los recursos de tierra y agua del mundo para la alimentación y la agricultura 2021 ” muestra cómo la degradación de la tierra causada por el hombre, junto con la escasez de agua, amenazan a nivel mundial la seguridad alimentaria y desarrollo sostenible. Asimismo también muestra que los modelos actuales de producción agroalimentaria son insostenibles y que los ecosistemas interconectados de suelo, tierra y agua están siendo llevados al límite. (QU Dongyu, Director General FAO, julio 2022).

La FAO y el OIEA creen que la identificación de técnicas nucleares apropiadas puede aumentar, mejorar o aumentar la producción agrícola, proteger los recursos naturales, promover Una Salud y facilitar el comercio agrícola.

Imagen FAO/ Muestras de plántulas de arroz de un estudio sobre los efectos de la irradiación cósmica en las plantas de arroz en el Laboratorio Conjunto FAO/OIEA de Agricultura y Biotecnología.

FAO/Roma/Viena – El Director General de la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO), QU Dongyu, elogió hoy los 60 años de colaboración entre la FAO y el Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA), destacando la contribución que ha realizado para la seguridad alimentaria mundial y el desarrollo agrícola sostenible mediante la aplicación segura y apropiada de la ciencia nuclear.

“Nuestros esfuerzos conjuntos en tecnologías nucleares aplicadas han sido una contribución valiosa para aumentar la resiliencia de la agricultura al cambio climático y reducir las emisiones de gases de efecto invernadero de las tierras de cultivo”, dijo Qu en un mensaje de video en la inauguración del Simposio Internacional FAO/OIEA sobre Gestión de la tierra y el agua para una agricultura climáticamente inteligente que se celebrará en Viena (25-29 de julio). En particular, se refirió a la labor del Centro Conjunto FAO/OIEA de Técnicas Nucleares en la Alimentación y la Agricultura .

El simposio internacional, que también incluyó un discurso de apertura del Director General del OIEA, Rafael Mariano Grossi, tiene como objetivo facilitar un valioso intercambio de información y conocimientos entre profesionales del suelo, el agua y el medio ambiente de países desarrollados y en desarrollo para promover la comprensión, la colaboración y las capacidades. para responder al impacto del cambio climático en un entorno global que cambia rápidamente.

El director general de la FAO recordó cómo el histórico informe ” El estado de los recursos de tierra y agua del mundo para la alimentación y la agricultura 2021 “, lanzado por la agencia de la ONU en diciembre del año pasado, muestra cómo la degradación de la tierra causada por el hombre, junto con la escasez de agua, amenazan a nivel mundial. seguridad alimentaria y desarrollo sostenible.

Este informe también muestra que los modelos actuales de producción agroalimentaria son insostenibles y que los ecosistemas interconectados de suelo, tierra y agua están siendo llevados al límite. De ahí la necesidad de que la conservación y la gestión sostenible del suelo y el agua contribuyan de manera importante a la transformación de los sistemas agroalimentarios en sistemas más eficientes, inclusivos, resilientes y sostenibles.

Qu enfatizó cómo el trabajo del Simposio fue relevante para avanzar en la comprensión, la colaboración y las capacidades para responder a los efectos del cambio climático y la pérdida de biodiversidad. “Las tecnologías isotópicas y nucleares generan evidencia valiosa sobre la gestión del suelo y el agua para desarrollar soluciones sostenibles para adaptar la agricultura al cambio climático, reducir e incluso secuestrar las emisiones de gases de efecto invernadero y aumentar la eficiencia en el uso de fertilizantes”, dijo.

La FAO y el OIEA creen que la identificación de técnicas nucleares apropiadas puede aumentar, mejorar o aumentar la producción agrícola, proteger los recursos naturales, promover Una Salud y facilitar el comercio agrícola. El Centro Conjunto trabaja por un mundo en el que el uso pacífico de las tecnologías nucleares y afines contribuya a la seguridad alimentaria mundial y al desarrollo agrícola sostenible.

El Centro Conjunto FAO/OIEA y su Laboratorio de Agricultura y Biotecnología coordinan y apoyan la investigación aplicada a través de más de 25 proyectos de investigación coordinados anualmente en los que cooperan más de 400 instituciones de investigación y estaciones experimentales internacionales y nacionales. También apoya más de 200 proyectos de cooperación técnica nacionales y regionales cada año para transferir estas tecnologías a los Miembros. Los Laboratorios Únicos de la FAO/OIEA realizan investigación y desarrollo aplicados y adaptativos para proporcionar estándares, protocolos, directrices, capacitación y servicios especializados.

Fuente y nota completa: https://www.fao.org/newsroom/detail/nuclear-technologies-for-more-resilient-agriculture/en

Informa Revista Digital Naturaleza Interior
“Cuidando nuestro medio ambiente y la vida”

X